Trabajos de taller

Glosario de términos

Buscar

Seguinos en

  • Taller literario online La Argamasa en facebook

“Ama el arte,
que de todas las mentiras
es la menos falaz”

Gustave Flaubert

TIEL Iniciación a la Escritura Literaria

 

(TIEL) Modulo I Variaciones

Consigna uno Escribir dos nuevas variaciones para agregar a las que fueron transcriptas en el inicio de este módulo, respetando el argumento mínimo de alguno de esos textos. Extensión máxima de cada variación: media carilla.


Variación 1

En mi memoria

Fue un día lluvioso, lo recuerdo como si hubiese sido hoy. Cierro los ojos y me veo sentada en ese bar, con mi vestido floreado y mis zapatos rojos a juego. Un intenso nerviosismo recorría mi cuerpo, parecía una estúpida quinceañera, la verdad es que hacía ya mucho tiempo que no tenía esa inquietante sensación. Sentí una mirada clavada en la nuca, los ruidos del lugar eran ajenos. Y al fin llegó…

Se sentó en la mesa y me brindó esas miradas inexplicables, y antes de que él pudiera decir algo solté un ¡Sí! Tan fuerte que me escuchó todo el mundo, una sensación,   el color de los zapatos se me subió a la cara, apenas puedo recordar lo que me dijo, lo intentó una y otra vez y nada, solo tengo un vacío... vuelvo una y otra vez al momento, y nada… si hubiera sido más atenta,  ese colectivo nunca me hubiera atropellado y yo hoy seria la persona más ¿feliz? ¿triste?  ¿libre? del mundo… abro los ojos y sólo veo paredes blancas, una mano posada en mi frente, alguien me sonríe y me vuelvo a ir…

 

 

Variación 2

Las Damas Curiosas

¿ Y vos pensás que lo está seduciendo? Hum, tengo mis ciertas dudas, aunque vestida de esa manera cualquiera diría que solo busca algo más-  y se abanicaba con apuro.

-Pero,  Clara, no seas tan rigurosa, ¿acaso en tu juventud  nunca te vestiste así?  No veo que tiene de extraño el vestido floreado y los zapatos rojos. Tiene una hermosa sonrisa, aunque la veo nerviosa. No sé  por qué te hice caso en  seguirla.

-A mí no se me escapa un sólo detalle mi querida Rosi,  pero esos misteriosos mensajes que llegaron a la pensión me pusieron en alerta -apuró el café mientras relojeaba todo lo que sucedía en el bar. Un mozo corría de aquí  para allá, un hombre leía el diario y de tanto en tanto miraba a la chica en cuestión,  pero lo hacía de una manera tan indiscreta.

Un elegante hombre de traje gris ingresó y se acercó a la barra, le  dio un par indicaciones  al mozo y se sentó en la mesa de la chica e intercambió unas palabras. Se escuchó un sí de parte de ella, tan fuerte que todos los presentes escucharon.

-Te lo dije, se iba a encontrar con alguien, Dios me libre si me trae problemas. Ahí sale apurada. La veo cruzar la calle a toda prisa en busca del colectivo.

-Clara, ¿estás segura de que fue una buena idea? Aunque al menos vimos al caballero que después de todo no está tan mal. A pesar de ser bastante mayor que ella, tiene un encanto especial.

-¡Querida! No te traje para que lo mires a él, de todos modos de la forma en la que salió ella no vamos a poder sacar nada en limpio, voy a tener que interceptar otro mensaje. Estate preparada que esto no termina acá -se levantaron y se fueron a toda prisa.

 


Consigna dos beta Escribir un texto breve a partir de una frase críptica (una fórmula mágica, oracular o mística; un hechizo; un trabalenguas, una adivinanza o acertijo; un nombre secreto; una orden encubierta; una fórmula científica arrancada de su contexto para hacerla circular en otro; una fórmula que selle un pacto; un réquiem; una frase inscripta en una cripta o tumba; un canto popular infantil que haya perdido su significación inmediata; un palíndromo (frase que puede ser leída de derecha a izquierda o de izquierda a derecha y mantiene los mismos sonidos, por ej.: “¿Sanatas a satanás?”).

La frase elegida puede estar en cualquier parte del relato: intitularlo, cerrarlo, incluso puede no estar, puede ser parafraseada o tomada para estructurar el relato o sugerida de modo que el lector la adivine o bien que el relato se constituya en una pista para que el lector la construya.

 

Texto a partir de la canción De vez en cuando la Vida (Joan Manuel Serrat)

De vez en cuando la vida reza la canción de Serrat, y en cada frase que escucho un sinfín de historias vividas vienen a mí El verso  que más me gusta es el  que dice    “se suelta el pelo y me invita a salir con ella a escena” y es ahí donde lleno mis pulmones de aire, miro al cielo y agradezco estar aquí y mis dedos se mueven sin cesar escribiendo y escribiendo porque hoy disfruto plenamente cada momento,  cada oportunidad,  porque cada día es único e irrepetible y por momentos dejo la rutina a un lado y hago lo que más me gusta, leer y escribir, dejarme llevar con las alas abiertas y que el viento haga por mí, que la inspiración se presente y todo fluya como un río incesante, cargado por momentos y por otros buscando una playa en la cual quedarse, porque la vida es como un río, te hace pasar por todos los estados,  te enfurece y te calma, reís y lloras,  vivís, existís, amás,  simplemente sos, la vida es sólo una y uno elige de que manera la disfruta, porque sólo es una única oportunidad…

 


Copyright©Bárbara Larrusse 

Diciembre 2018.  Todos los derechos reservados por su autor

 

Nota: las correcciones finales de los textos estuvieron a cargo de su autor.