Trabajos de taller

Glosario de términos

Buscar

Seguinos en

  • Taller literario online La Argamasa en facebook

“Ama el arte,
que de todas las mentiras
es la menos falaz”

Gustave Flaubert

TIEL Iniciación a la escritura literaria

 

(TIEL) Módulo V Oralidad y escritura

La construcción del discurso oral a través de la escritura

Consigna doce beta: seguir los siguientes pasos y elaborar un relato tal como se indica en el punto “d”.a. Seleccionar uno de estos personajes.

 

Mi elección es la siguiente:

- Una señora burguesa perteneciente a la alta sociedad


b. Construir su perfil a través de la elaboración de una ficha donde figuren todos sus datospersonales como así también costumbres, gustos, características.

 
FICHA: Nombre: Amalia Victoria Porte de Argent

Edad: 70 años

Estado Civil: casada con el Dr. Áureo Argent

Nietos:

Javiera -  12 años- apodo: Javi             

Estefanía- 10 años- apodo: Tefi             

Edmundo- 5 años- apodo: Edmi

Gustos: música clásica y jazz. Compras en París. Té del domingo con amigas. El champagne. Golf. Tennis- Canasta y Rummy.

Costumbres:  Horarios agendados prolijamente para coiffeur, manicure, compras y visitas.                       

Supervisión de las tareas y compras del hogar.                       

Acompaña a reuniones sociales y eventos a su marido.


c. Convertir a este personaje en el narrador de una historia, cuyo origen puede ser algún texto literario.


Javi, ¿un poco más de té? Silvita agregue té a la taza de Javiera, por favor ,  y sirva algunas masitas en los platos de mis nietos si es tan amable, gracias, puede retirarse luego… A esta gente hay que indicarles todo, pobrecitos, no tienen las posibilidades que nosotros tenemos. Con decirles que estaba encargando la torta de cumpleaños y ¡confundió el adorno del pastel con un regalo! Como si a alguien se le podría comprar un regalo en un cotillón, no distinguen lo descartable con lo que puede obsequiarse. En ese momento tomé conciencia de sus carencias. Ustedes, mis pequeños, vivirán una vida gloriosa, entre gente chic, viajes, autos, estudios importantes, ¡conocerán el mundo! Para ellos, lo único posible es encontrar un trabajito con un sueldito para comer diariamente, no tienen más aspiraciones que eso. Se ven satisfechos con alcanzar esto. Y viajar en un tren, amontonados, apilados como el ganado, se mezcla el olor al sudor y el perfume barato de supermercado chino. La pobreza huele a trenes, a sudor, a perfume barato, a desodorante con exceso de alcohol, a vino ordinario y a cerveza.  Nosotros siempre disfrutamos de las buenas fragancias, el buen gusto nos define. Conservar los modales en la mesa, al saludar, lo medido en el vestir, somos como joyas, brillamos desde la actitud, nos han pulido con la educación de excelencia… 

 


(Tintineo de campanilla)  


¡Silvita! Alcánceme por favor los sobres que preparé para mis nietos, están sobre la biblioteca del escritorio del señor Áureo. Sí, sí, estos son. Javi… Tefi… Edmi… Les escribí sus nombres y agregué una breve esquela para que conserven entre sus recuerdos.  Es  un dinero  que  pueden  usar  para  ahorrar  o  para  comprar  algo  que  les guste. Es  un  reconocimiento  por  las   calificaciones  que   alcanzaron   este  año,   un  nivel    ¡e-x-c-e-l-e-n-t-e! Como corresponde, claro, a los Argent.     

Por eso, mis niños, la pobreza es pura tristeza y está tan lejos nuestro, por suerte. Ellos nos sirven para que estemos cómodos y además hacemos un acto de caridad, como manda la Iglesia, teniéndolos en nuestras familias. Los tratamos bien, pero así, de lejos.     

Recuerdo el cuento de la Vendedora de Fósforos, de Andersen, justo ahora que es tiempo de Navidad… se los cuento,  ¿lo conocen? ¿Javi? ¿Tefi? Edmi seguramente nunca lo ha escuchado, ya que es el más pequeño. Las abuelitas bondadosas contamos historias a nuestros nietos, sí. Nombré “Navidad” y recordé, perdón, ¡Silvitaaaaa! Prepare por favor las listas de Navidad, por un lado los artículos de supermercado, otra lista de invitados, otro listado de utensilios y mantelería, teléfonos del catering. La de regalos queda a mi cargo, yo la confecciono. Más tarde reviso todo… Bien, les contaba lo de la vendedora de fósforos. Era una familia reunida para Navidad, esa noche nevaba muchísimo, hacía mucho frío. Había un gran árbol, con regalos para toda la familia. Desde la ventana, una niña se había escapado de su casa y espiaba por la ventana, queriendo investigar cómo pasan Navidad los niños   ricos. Esa niña vendía fósforos por la calle, ya tendría que haber regresado a su casa, pero se quedó hasta la noche, y como hacía mucho frío quiso calentarse con el calor de los fósforos que llevaba para vender. El frío era tanto… bueno, ¡mejor seguimos con cosas más alegres! Navidad es estar juntos, recordar el Nacimiento del Niño Dios, que vino a salvarnos a todos, que nos ama a todos, como yo amo a mis hermosos nietos…     

Ay… estoy tan feliz de que hayan venido a tomar el té conmigo… ¡Silvita! ¡Puede traer el listado así lo reviso!

 

 

Copyright©Alba Isern. Febrero, 2016

Todos los derechos reservados