Trabajos de taller

Glosario de términos

Buscar

Seguinos en

  • Taller literario online La Argamasa en facebook

“Ama el arte,
que de todas las mentiras
es la menos falaz”

Gustave Flaubert

TEC El cuento, técnicas de escritura

 

(TEC) Modulo I La narración

Consigna LN 1 Ud. es un escritor consagrado; un amigo/a, o un discípulo/a, o un hijo/a le pide consejos acerca de cómo debe ser la escritura literaria.

Escriba un texto epistolar en el que explique sus convicciones e intuiciones. Recuerde que es Ud. quien previamente debe tener la representación mental y saberla trasmitir a su destinatario. Tome como ejemplo la carta de R. M. Rilke. (Máximo 1 pág.)

Querida hija:

Me preguntas cómo hacer para que los lectores se interesen en lo que escribes. Sinceramente, no creo que nadie tenga la respuesta. Intuyo que se debe dar un conjunto de variables y alinearse cual si fueran planetas. Pero eso se da muy rara vez, me dirás tú. Exactamente de eso se trata. Revuelve en tus entrañas y fíjate si encuentras el don, es simple, lo tienes o no lo tienes. En caso de que consideres que sí, comenzarás a transitar un camino que jamás podrás desandar, cada imagen que veas a lo largo del día será una idea, cada sonido, color, fragancia, nube, conversación, serán potenciales cuentos, novelas o relatos que quedarán para la posteridad pero… En este punto comenzará el gran esfuerzo, plasmar en una hoja lo que te bulle en la mente, para esto deberás aprender a jugar con las palabras, buscar las que suenan suaves o duras según el texto te pida, a cambiarlas de lugar, a exprimir el idioma en busca de un significado o el sinónimo exacto para que la frase quede como tú quieres, aun así, muchas veces la deberás borrar entera y comenzar de nuevo desde cero (nunca olvides dejarla asentar por unos días antes de descartarla). Yo te puedo jurar que algunos días te fastidiarás tanto que tendrás ganas de abandonar, pero tu alma ya no lo permitirá y te acechará hasta que lo logres.

Mira a tu alrededor con ojos grandes, hasta la mínima cosa tiene su historia y te pide, te suplica que la cuentes.

Lee mucho, a los grandes maestros para empaparte de su pluma y a los no tanto para cerciorarte de no cometer los mismos errores o para saber a dónde no quieres llegar.

No corras por detrás de la aprobación de todo el mundo.

Busca un lugar tranquilo, concéntrate y deja que fluya lo mucho que tienes dentro de ti, libera los dioses y demonios que llevas dentro y que pugnan por salir.

No quieras apurar a tus dedos para que vayan al mismo ritmo de tu mente, ésta es mucho más veloz, pero te puedo asegurar que luego de mucha prueba, error y concesión ambos lograrán entrar en una sintonía maravillosa y se deslizarán como una pareja bailando un vals.

Escribe, tacha, prueba de nuevo, pero continúa escribiendo. Luego te encargarás de los detalles.

Diana Cornejo


Consigna LN 2 Seleccione a su criterio párrafos en Madame Bovary (G. Flaubert) y Eugene Grandet (H. de Balzac) y transcríbalos. Según definiciones convencionales, ambos autores pertenecen a la escuela realista. 

Justifique por qué los consideró realistas, una de las claves es la inferencia del narrador frente al hecho narrado. 

Básese en el concepto de R. Barthes acerca de la falsedad de lo real en la escritura literaria. (Máx. ½ pág. por cada texto).


Madame Bovary (G. Flaubert) 

"Emma, que le daba el brazo, se apoyaba un poco sobre su hombro, y miraba el disco del sol que irradiaba a lo lejos, en la bruma, su palidez deslumbrante; pero volvió la cabeza: Carlos estaba allí. Llevaba la gorra hundida hasta las cejas, y sus gruesos labios temblequeaban, lo cual añadía a su cara algo de estúpido;”

“Con el codo sobre la larga tabla donde ella planchaba, contemplaba ávidamente todas aquellas prendas femeninas colocadas en torno a él: las enaguas de bombasí, las manteletas, los cuellos, los pantalones abiertos, amplios de caderas y estrechos por abajo.”

"¡Hago mal, hago mal!", decía Emma.

"¿Porqué?... ¡Emma! ¡Emma!"

"¡Oh, Rodolfo! ...", exclamó lentamente, poniendo la cabeza sobre su hombro.

Inclinó hacia atrás su blanco cuello que se hinchaba con un suspiro y, desfallecida, deshecha en lágrimas, con un largo estremecimiento y tapándose la cara, se entregó.


Justificación: Comprendo el Realismo desde el punto de vista que se opone al Romanticismo, en éste, el autor privilegiaba sus propios sentimientos, en aquél, el autor dejaba de lado sus emociones y relataba los hechos como si los estuviese viendo, pero sin poder tocarlos ni dar su opinión.

 


Eugenie Grandet (H. de Balzac) 

“Aquí unos travesaños aparecen cubiertos de pizarra y dibujan líneas azules sobre las delgadas paredes de una vivienda cubierta por un tejado que ha cedido al peso de los años, cuyas alfajías podridas se han torcido bajo la acción alternada del sol y de la lluvia.”

“Por el lado de los Cruchot el sacerdote, el Talleyrand de la familia, sólidamente secundado por su hermano el notario, disputaba activamente el terreno a la financiera, y procuraba canalizar hacia su sobrino el presidente, la pingüe fortuna.”

“––¿El tío Grandet?... El tío Grandet es hombre de cinco o de seis millones de francos. ––Sabe usted más que yo; yo jamás he llegado a averiguar el total ––contestaban el señor Cruchot o el señor Grassins si, por azar, oían semejante estimación.”


Justificación: Realismo es lo real. Lo que sucede ante nuestros ojos y escuchan nuestros oídos. Las descripciones son detalladas y a los personajes se les permite dialogar a su antojo, de esa manera el autor le presenta al lector los hechos tal como suceden, permitiéndole sacar sus conclusiones y que ponga en juego sus propios sentimientos.

 

 

Copyright©Diana Cornejo

Septiembre, 2018.  Todos los derechos reservados por su autor


Nota: las correcciones finales de los textos estuvieron a cargo de su autor.